En Colombia no habrá más pruebas con animales para fabricar cosméticos

Con la sanción de la Ley 2047 de 2020, en el país no se podrán fabricar, importar ni comercializar productos cosméticos que sean testeados en animales. Este es un paso adelante que se da para prohibir esta práctica e impulsar alternativas científicas diferentes en esta industria.

La Ley contempla multas por incumplimiento que van desde los 133 a 50.000 salarios mínimos legales vigentes (entre 130 millones de pesos y 49.000 millones).

Compartir:

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on facebook

Colombia es el primer país de la región en prohibir la experimentación, importación, exportación, fabricación y comercialización de productos cosméticos, sus ingredientes o combinaciones de ellos, que sean objeto de pruebas en animales.

Tras la sanción de la Ley 2047 de 2020, por parte del presidente de la Republica, Iván Duque Márquez, el país dio un paso adelante en la protección de los animales e impulsó a que las compañías busquen nuevas formas y metodologías para el testeo de los productos cosméticos antes de producirlos y comercializarlos.

En la nueva Ley, que entrará en vigencia dentro de cuatro años, se definió, además, que un producto cosmético es “toda sustancia o formulación destinada a ser puesta en contacto con las partes superficiales del cuerpo humano (epidermis, sistema piloso y capilar, uñas, labios y órganos genitales externos); o con los dientes y las mucosas bucales, con el fin exclusivo o principal de limpiarlos, perfumarlos, modificar o mejorar su aspecto, protegerlos, mantenerlos en buen estado o corregir olores corporales”.

Para Juliana Barbieri, directora de la Red de Ayuda a los Animales (Raya), aunque falta regular muchos aspectos de la industria biomédica, este es un gran paso no solo en términos legislativos, sino para generar una oposición en la sociedad a este tipo de prácticas.

“Muchas veces la gente no alcanza a entender estos experimentos que hace la industria cosmética y cree que a los animales los bañan con el champú y ya. Pero estas prácticas son muy crueles. Hace falta un compromiso también de las grandes compañías que están obligadas por China y exportan a ese país, en donde es una condición que se prueben esos productos en animales, para que desistan de estas prácticas. Este es un gran paso, pero hay que seguir fortaleciendo los controles con las empresas”, aseguró Barbieri.

Un paso adelante
La norma contempla multas por incumplimiento que van desde los 133 a 50.000 salarios mínimos legales vigentes; que a pesos de hoy son entre 130 millones de pesos y 49.000 millones.

Con Colombia, son 40 los países del mundo que prohibieron las pruebas con animales en la industria cosmética. Entre ellos están el Reino Unido, Nueva Zelanda, India, Israel y los 27 países de la Unión Europea, entre otros.

Uno de los puntos más importantes de esta prohibición es que, si bien Colombia no tiene una industria cosmética muy grande, si se impide que se asienten en el país compañías multinacionales de este tipo. Esta práctica se viene haciendo común en las últimas décadas por parte de empresas de países industrializados que en esos territorios tienen prohibidas la comercialización y las pruebas; y por eso eligen lugares del tercer mundo, donde no hay legislación, para instalar sus factorías.

Además, porque hay varias empresas multinacionales que tienen a Colombia como base y plataforma para surtir países de la región de estos productos. Con la entrada en vigencia de la Ley 2047 de 2020 se terminará con esta práctica.

“Colombia avanzó como país hacia un desarrollo comunitario libre de explotación animal. Esta decisión se tomó en uno de los momentos más cruciales para la humanidad y en los que el planeta nos está dando una oportunidad para cambiar y para respetar cualquier clase de vida. Ya es hora de descartar cualquier producto fabricado a costa del sufrimiento de los animales, de avanzar en los protocolos y las formas como investigamos y de estar a la par con los líderes mundiales en innovación científica, para quienes estas prácticas son consideradas como crueles y ya están mandadas a recoger”, dijo el senador Richard Aguilar, coautor del proyecto de ley en el Congreso de la República.

Colombia es uno de los 40 los países del mundo que prohibieron las pruebas con animales en la industria cosmética. Y uno de los primeros de América Latina.

Los estímulos
El Gobierno Nacional generará estímulos, incentivos y facilidades para el fortalecimiento de las capacidades de los laboratorios e instituciones de investigación nacionales que desarrollen y apliquen modelos alternativos para evitar el uso de pruebas en animales en esta industria. Estos estímulos se generarán a través de becas de financiación convocadas anualmente por el Ministerio de Ciencia, Tecnología e Innovación durante los 15 años siguientes a la promulgación de la Ley.

“Este es un avance muy grande en el marco de que el país, en 2016, ya empezó a considerar a los animales seres sintientes. Esto abre un camino para generar leyes de respeto con ellos. Colombia les cierra las puertas a las compañías que experimentan con animales. Esto también va a generar un desarrollo científico para usar modelos de experimentación diferentes y estemos a la vanguardia en este campo. Toda la industria va a terminar libre de crueldad animal. Esta Ley señala un camino para la industria y para la ciencia”, aseguró Mauricio Gómez Muñoz, director de Defenzoores.

El Gobierno Nacional anunció, además, que el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo y el Ministerio de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, con el apoyo de las empresas privadas, implementarán campañas para difundir la prohibición de experimentación de productos cosméticos en animales y el cuidado de las especies.

Compartir:

Share on linkedin
Share on whatsapp
Share on twitter
Share on facebook

Noticias relacionadas por autor

Noticias relacionadas por temática

Close Bitnami banner
Bitnami